sábado, 13 de mayo de 2017

"¡CUIDADO COMBUSTIBLE BAJO"

La imagen de hoy dice: Cuando la lucecita  "Combustible Bajo"
se enciende, no la ignoremos. Dios quiere recargar y renovar nuestra vida;
permitámosle hacerlo.
Asegurémonos de aceptar Su Ayuda para cruzar la meta.

Creo firmemente que los primeros que se dan cuenta cuando nosotros dejamos
de orar, de congregarnos en la iglesia para recibir el consejo de Dios y la fortaleza para seguir adelante en la vida y llenarnos del Espíritu Santo, son los demás; esas personas que nos rodean cada día, los que nos vieron vivir de una manera antes de tener un encuentro con Jesús; y después, cuando el Señor cambió nuestras vidas, dejando atrás todas las cosas que hacíamos, esas que a Dios no le agradaban.Cuando un hijo de Dios deja de buscar a Dios, con esa dependencia sana que resulta de la relación con el Espíritu Santo, la persona puede creer que todo está igual, pero los demás se dan cuenta de que está volviendo atrás.
No es suficiente cambiar la forma de hablar, usar términos "cristianos"; si el testimonio personal no respalda esas palabras, todo es inútil.He conocido casos de personas que no son cristianas, tanto maridos, como esposas o hijos pequeños, diciéndole a su familiar al verlo mal: ¿Por qué no vas a la iglesia?¿Por qué sucede esto? 
Realmente quienes nos rodean perciben nuestro espíritu por medio de nuestras palabras, nuestras reacciones frente a problemas, circunstancias difíciles, decisiones importantes.Ellos lo vieron actuar antes y después de conocer a Jesús.
¿Estamos poniendo en primer lugar en nuestras vidas a Jesús?
¿Le preguntamos al Señor su voluntad antes de tomar decisiones importantes?
Le pide que el Espíritu Santo tome el control y nos guíe en todo?
Si la luz roja se está encendiendo ¡¡¡CUIDADO!!! Dios lo está esperando nuevamente  para que se acerque a Él, para que dependa de su presencia y su dirección.
¿Cómo está su corazón hoy? ¿Hay resentimientos? ¿Envidia a alguien o algo?
¿Está criticando a los demás como si usted fuera perfecto?La única salida para volver al estado correcto, con la batería cargada, para que la luz roja ya no esté encendida, es correr a los pies de Jesús, hablar con Él, pedirle perdón por haberlo ignorado y comenzar de nuevo esa relación con el Señor que le hacía vivir con paz en su corazón y a los demás le alegraba estar junto a usted.Dios es el único que no lo va a recibir con reproches, al contrario, con sus brazos abiertos lo va a recibir, va a abrazarlo y le va a decir:¡Por fin hijo! Te estaba extrañando, te esperaba... hablemos.
No pierda tiempo, controle como está su corazón, busque a Jesús.
Verá que la fortaleza de Dios vendrá sobre su vida.

Dios le bendiga
Susana Goglián

"REINAS POR LA ETERNIDAD"   

En Espíritu y en verdad


Siempre Reign - Hillsong

Descargue la App gratis y lea una reflexión cada día.

Suscríbase para recibir en su casilla de correo 
todos los días las reflexiones

          Sígame EN FACEBOOK
               

TWITTER:  @susanagoglian