Mostrando entradas con la etiqueta CUIDADO CON LAS VENTANAS ABIERTAS. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta CUIDADO CON LAS VENTANAS ABIERTAS. Mostrar todas las entradas

miércoles, 14 de marzo de 2018

"CUIDADO CON LAS VENTANAS ABIERTAS"


La ventana de esta imagen, nos muestra un paisaje maravilloso, nos hace sentir mucha paz, admirando la creación de Dios. Pero en la vida de todos los días, tenemos que tener mucho cuidado al  abrir las ventanas o puertas de nuestro ser.
Así como le abrimos nuestro corazón a Jesús, cuando lo invitamos a entrar y ser el Señor de nuestras vidas, muchas veces tomamos decisiones equivocadas y dejamos entrar sentimientos que no nos hacen bien, personas que no nos conviene frecuentar por su estilo de vida o por sus malos consejos.
Necesitamos que Dios nos de sabiduría para cuidar nuestra casa, que somos nosotros mismos y solamente permitirle el acceso al Espíritu Santo, que como un encargado de vigilancia, nos alerte quien puede entrar y quien no.
Cuando nos rendimos a Jesús completamente, nuestro ayudador el Espíritu Santo de Dios, nos va a alertar sobre lo que nos conviene o no nos conviene porque afectaría nuestra vida espiritual, emocional, ministerial, familiar y hasta física. 
Si usted se va a dormir con la ventana o la puerta abierta, corre peligro de que por la noche entre un ladrón y le robe todo lo que tiene en su casa y hasta corre peligro su vida y la de su familia. Lo mismo pasa con nuestra vida espiritual, esas ventanas abiertas permiten que entre el ladrón de nuestras almas, que la Biblia lo describe así en 1ª de Pedro 5:8-9: "Sed sobrios, y velad; porque vuestro adversario el diablo, como león rugiente, anda alrededor buscando a quien devorar; al cual resistid firmes en la fe, sabiendo que los mismos padecimientos se van cumpliendo en vuestros hermanos en todo el mundo."
El enemigo anda alrededor nuestro tratando de matar, robar y destruir, cuando estamos en paz con Dios, la sangre de Jesucristo nos cubre y nos protege de todo mal, pero cuando le abrimos las ventanas de nuestra vida, al resentimiento, a prácticas indebidas, a adicciones, a personas que nos influyen para mal; el enemigo tiene autoridad delegada por nuestra inconsciencia, para entrar a nuestra vida y robarnos todo lo que Dios nos dio.
Es nuestra responsabilidad decidir quien entra y quién no a nuestra vida, nada sirve luego lamentarnos.  ¡Cuidado con las ventanas abiertas!
Pídale a Jesús que lo ayude a cerrar toda ventana que considere abierta en su vida; que le pueda robar la presencia del Espíritu Santo en su ser. 
Hable con Jesús.
"El ladrón no viene sino para hurtar y matar y destruir; yo he venido para que tengan vida, y para que la tengan en abundancia".
Juan 10:10

Dios los bendiga
Susana Goglián

"MI CORAZÓN ES TUYO"
Christian Canteros


Siganos en Facebook
Dele ME GUSTA a esta página:

Puede adquirir estos libros online, ingrese a:


El libro devocional trimestral 
"REFLEXIONES PARA VOS I" 


REFLEXIONES PARA VOS II


REFLEXIONES PARA VOS III

Compre el eBook de todos los libros
solicitelo  por mail a: huellaseternas@hotmail.com


Suscríbase para recibir en su casilla de correo 
todos los días las reflexiones
Ingrese a: http://bit.ly/1mPmUqc
Le llegará un mail para que confirme su suscripción
haciendo clic en el link

TWITTER:  @susanagoglian

Suscríbase a mi canal de YouTube
Lea todos los días las reflexiones en su celular
Ingresando a:


miércoles, 17 de mayo de 2017

"CUIDADO CON LAS VENTANAS ABIERTAS"


La ventana de esta imagen, nos muestra un paisaje maravilloso, nos hace sentir mucha paz, admirando la creación de Dios. Pero en la vida tenemos que tener mucho cuidado de a quién o a que le abrimos las ventanas o puertas de nuestro ser.
Así como le abrimos nuestro corazón a Jesús, cuando lo invitamos a entrar y ser el Señor de nuestras vidas, muchas veces tomamos decisiones equivocadas y dejamos entrar sentimientos que no nos hacen  bien, personas que no nos conviene frecuentar por su estilo de vida o por sus malos consejos.
Necesitamos que Dios nos de sabiduría para cuidar nuestra casa, que somos nosotros mismos y solamente permitirle el acceso al Espíritu Santo, para que nos alerte quien puede entrar y quien no.
Cuando nos rendimos a Jesús completamente, nuestro ayudador el Espíritu Santo de Dios, nos va a alertar sobre lo que nos conviene o no nos conviene, porque afectaría nuestra vida espiritual, emocional, ministerial y hasta física. 
Si usted se va a dormir con la ventana o la puerta abierta, corre peligro de que por la noche entre un ladrón y le robe todo lo que tiene en su casa y hasta corre peligro su vida y la de su familia. Lo mismo pasa con nuestra vida espiritual, esas ventanas abiertas permiten que entre el ladrón de nuestras almas,  la Biblia lo describe así, en 1 Pedro 5:8-9: "Sed sobrios, y velad; porque vuestro adversario el diablo, como león rugiente, anda alrededor buscando a quien devorar; al cual resistid firmes en la fe, sabiendo que los mismos padecimientos se van cumpliendo en vuestros hermanos en todo el mundo."
El enemigo anda alrededor nuestro tratando de matar, robar y destruir, pero cuando estamos en paz con Dios, la sangre de Jesucristo nos cubre y nos protege de todo mal, en cambio cuando le abrimos las ventanas de nuestra vida, al resentimiento, a prácticas indebidas, a adicciones, a personas que nos influyen para mal; el enemigo tiene autoridad para entrar a nuestra vida y destruirnos.
Es nuestra responsabilidad a quien dejamos entrar y a quién no a nuestra vida. 
Cuidado con las ventanas abiertas.
Dios los bendiga
Susana Goglián
COMO LA BRISA. 
Jesús Adrián Romero


https://www.youtube.com/watch?v=c0s_QaIrkjI

Descargue la App gratis y lea una reflexión cada día.



Suscríbase en la parte superior derecha del blog 
o haga clic en el siguiente link:
y reciba los devocionales por  mail en su correo todos los días

Sígame en  FACEBOOK
DELE ME GUSTA A LA PÁGINA



TWITTER:  @susanagoglian